Técnicas para preparar las legumbres con éxito.

Técnicas para preparar las legumbres con éxito.

Para obtener un buen resultado a la hora de preparar las legumbres hay que tener en cuenta algunos puntos que 101 blog de cocina ha tratado de resumiros.

 

1º Seleccionar y lavar las legumbres. Hay que tener cuidado de que no tengan ninguna piedrita u otra impureza. Hay que lavarlas al chorro de agua fría.

 2º Ponerlas en remojo. Las legumbres para que queden bien necesitan estar en remojo 8 horas o una noche antes de cocinarlas.

 Si se te ha olvidado, puedes utilizar uno de estos trucos:

  • Optar por preparar lentejas que no es imprescindible ponerlas en remojo.
  • Añadir una pizca de bicarbonato a la hora de cocerlas.
  • La mejor solución es hacer un “remojo exprés”; que consiste en ponerlas en agua al fuego hasta que hierva el agua, retirarlas del fuego y dejarlas tapadas en el agua 2 horas. Pasadas esas 2 h. escurrirlas y ya estarían listas para cocinar.

3º Cocer las legumbres:

  • Las lentejas se ponen a cocer en agua fría salándolas al final de la cocción.
  • Las judías, al igual que las lentejas, se ponen en la olla cubiertas de agua fría sin sal. Es muy importante cortar el hervor dos o tres veces añadiéndoles un chorrito de agua fría (espantarlas).
  • Los garbanzos, al contrario que las otras legumbres, se ponen a cocer en agua tibia con un pellizco de sal, y si hay que añadir agua siempre que sea caliente. Los cambios de temperatura hacen que los garbanzos se encallen y queden duros tras la cocción.

4º Últimos consejos:

  • Cantidad de agua adecuada.

Tenemos que tener especial cuidado con la cantidad de agua que pongamos. Si las preparamos de forma tradicional es preferible ir añadiendo agua a la temperatura adecuada. Un exceso de agua hará que pierdan la piel.

 Y si las hacemos en olla exprés tenemos que tener en cuenta que las ollas rápidas no evaporan prácticamente nada de agua; por lo que no debemos poner mucha (es preferible añadir al final)

  • Para evitar que produzcan gases.

Hervirlas durante 5 minutos en abundante agua, dejarlas posar una hora más o menos y eliminar el agua. Y empezare a elaborar la receta como acostumbremos.

  • La sal y los ingredientes ácidos contraen la piel de las legumbres, lo que impide que se ablanden y se prolonga el tiempo de cocción. Por lo que hay que añadirlos al final de la elaboración.

 

La foto es del blog Cocinando con Catman: Fabada asturiana rápida

Y en 101 blog de cocina encontraréis varias recetas de legumbres que podéis ver pinchando AQUÍ.